Ruth y Marcelo, dos atletas de oro que necesitan ayuda para seguir compitiendo

 

Nos enteramos que la Fundación Tremo Kawell estaba entrenando a sus atletas para competir en un torneo que se realizó en La Pampa, el cual es clasificatorio a los Juegos Mundiales de Invierno que se realizarán en Austria, durante el mes de marzo del año siguiente.

En Santa Rosa, en el Club Estudiantes, organizada por Olimpiadas Especiales y la Peña de Boca se llevó a cabo este torneo y nuestros atletas se trajeron nada más y nada menos que el oro, sí, la medalla de oro. El primer día de competencia se hizo una evaluación individual de cada atleta y luego se conformaron distintos equipos. Alrededor de 120 atletas participaron y hubo selecciones de Catamarca, Santiago del Estero, San Luis, Mendoza y demás.

Pero quisimos saber más, conocer más sobre la participación de Marcelo (45) y Ruth (23), quienes forman parte del Seleccionado Provincial de hockey sobre piso. Llegamos al Club Deportivo Argentino, el lugar donde estos deportistas de gran corazón entrenan bajo las indicaciones de Samanta Pérez, una mujer apasionada y entregada a sumar sin pedir nada a cambio en una sociedad, donde la ayuda, es lo que más falta.

Y ahí estaban, prestando atención y completamente dispuestos a aprender sobre el deporte y sus beneficios físicos y emocionales.

“Es un deporte complejo, muy rápido, con muchas reglas y nosotros practicamos con lo que tenemos, no es el material adecuado, hemos suplantado los palos por palos de escoba por ejemplo” expresa con naturalidad Samanta, y automáticamente comprendimos que algo no andaba bien.

Así es, la Fundación que nos representa, que tiene dos atletas en el seleccionado mendocino, que dedica tiempo a sanar el alma de quienes muchas veces son olvidados, no recibe la ayuda de nadie, aun así la hayan solicitado varias veces caminando hasta la municipalidad. No son una materia presente en las autoridades y si como ciudadanos de esta sociedad, no hacemos algo al respecto, no la recibirán en el futuro tampoco.

“Aunque quede un equipo clasificado para los Juegos, no está confirmado si va a viajar por cuestiones económicas”, otra de las frases que se quedan haciendo un profundo ruido en nuestras mentes. ¿Cómo es posible que un equipo que forma parte del seleccionado provincial no pueda participar en las olimpiadas especiales por falta de plata? Es posible.

Ruth y Marcelo, son dos deportistas que aprendieron la importancia del juego en equipo. Ellos no saben leer ni escribir, pero su predisposición para aprender, les han permitido llegar muy lejos.

“El deporte no tiene grandes  adaptaciones, una de ellas es el disco con el que se juega, el tipo de palos, pero las máscaras, las dimensiones de la cancha y demás son las mismas. Debido a que no tenemos ese tipo de material para practicar hemos utilizado materiales a nuestro alcance, como los palos de escoba. No todos nuestros atletas tienen adquirida la lecto-escritura, de hecho los dos atletas que viajan no tienen esa capacidad, por lo tanto todo es mucho más complejo de explicar, cómo las reglas del juego, pero se puede con compromiso lograrlo”.

Hace dos años que a través de la Fundación Tremo Kawell los “atletas” empezaron a entrenar y practicar un deporte en equipo sumamente complejo. El año pasado no lograron llegar al seleccionado, pero este 2016 ha sido diferente.  Ellos eligieron al hockey y ahora el hockey los ha elegido a ellos. “Yo creo que lo más importante es la voluntad de uno a pesar de la edad, porque son grandes, Marcelo tiene 45 y las ganas de aprender que tiene realmente motivan, es un ejemplo para todos”.

Y entre charla y charla, entre sonrisas y pelotas, fue casi una obligación para nosotros preguntarle a Samanta si alguien los apoyaba… Y nos respondió “hay dos chicos que fueron convocados en la Selección Argentina Futbol PC, que es deporte de alto rendimiento y fíjate con las pelotas que tenemos que practicar. Las remeras sin números, representamos a San Rafael, representamos a la provincia y al país cada vez que viajamos, no a Tremo Kawell, pero igual no tenemos nada. Creo que falta mucha visión de apoyo a las ONG, nosotros no respondemos a ninguna bandera política, somos agradecidos de cualquiera que nos quiera ayudar”

Y es una triste realidad. Porque Samanta no pide grandes cosas, porque Tremo Kawell no necesita interminables recursos, porque los chicos no quieren el mejor palo de hockey, sino tan sólo un palo de hockey normal y no un palo de escoba.

“Yo no me quejo, porque a esta altura de mi vida, ya tome esta postura de hacer con lo que tengo, al principio realmente me desgastaba mucho. Hoy puedo decirte que me ayudan más los amigos que las autoridades. Así venimos subsistiendo. Somos una ONG sin fines de lucro, todos quienes están en la Comisión Directiva son los papás de los chicos y yo trabajo ad honorem, los papás bancan los gastos que se susciten. Lo demás, la verdad es que se sostiene con nada, no sé cómo sinceramente, pero sucede, es por pasión también” y sin dudas es que pasión, amor y ganas sobran. ¿Dónde están los políticos que tienen las herramientas para ayudar? ¿Acaso los deportistas de las olimpiadas especiales no merecen un poco de apoyo?

Practican con ladrillos en vez de conos, con escobas en vez de palos de hockey, con remeras sin números, con pelotas viejas y desinfladas, practican sin recursos, pero con mucha dedicación.

“Todo lo que es material lo tenemos contado con las manos”… Tenemos que ayudarlos.

Desde Ojos de Café queremos colaborar con la causa. Enviaremos una nota a cada concejal del Honorable Concejo Deliberante de San Rafael invitándolos a conocer las actividades que realiza Tremo Kawell e instándolos a colaborar desde su lugar cómo representantes del pueblo sanrafaelino. La misma carta será enviada al intendente de San Rafael, Emir Félix con la intención de generar conciencia de la importancia de estas actividades.

Por otro lado, también pedimos a la comunidad en general que cualquier tipo de ayuda es importante. Lo necesitan Marcelo y Ruth, lo necesitan todos los chicos que forman parte de esta hermosa fundación.

Seguramente hay palos de hockey en el olvido, raquetas de tenis en desuso, pelotas de fútbol guardadas en el placard. Ropa, zapatillas, medias, gorras, lo que sea, sirve y mucho.

Toda aquella ayuda que Tremo Kawell reciba realmente es un acto importantísimo para poder seguir manteniendo las actividades deportivas que tan importante son para los chicos que forman parte de la fundación. Si tenés algo para ayudar, te solicitamos que nos escribas a ojosdecafeweb@gmail.com o te comuniques al 2604 234911 y nosotros haremos el contacto para llevar todo aquellos que recibamos.

Por otro lado, también mantendremos a la comunidad informada sobre la respuesta que recibimos por parte de los concejales y del intendente local.

 

Dejanos tu comentario

 

También te puede Interesar